Calendario

Calendario completo de la temporada 2017-2018 del primer equipo de fútbol, RM Castilla y primer equipo de baloncesto. Hora de Madrid. Se irá actualizando a medida que se conozcan las fechas y horas exactas.

domingo, 27 de febrero de 2011

Así se se adultera una competición


Entre las muchas maneras de adulterar una competición deportiva, en este caso la Liga BBVA, está el comportamiento de uno de los equipos contendientes. Un ejemplo lo vimos ayer en Riazor: el Deportivo lo dio todo, y más, sobre el terreno de juego, cosa que es su obligación y que los dignifica, porque enfrente tenían al Real Madrid. Lo malo es que no ponen lo mismo cuando el rival es el Barça, como se pudo comprobar ayer en el Iberostar. Indudablemente el comportamiento de la plantilla Balear no fue el mismo que contra el Real Madrid.

Otra es, como está denunciando el entrenador madridista, Mourinho, el calendario a la carta: perjudicar a uno y beneficiar al otro. En la rueda de prensa de Riazor, el preparador madridista retó a los periodistas a demostrarles con papeles su denuncia. Ésta, mayoritariamente anti-madridista, seguro que no se harán eco, eso no interesa que lo sepa el Mundo entero.

Otra de las formas, y la más contundente, son los arbitrajes. En el Mallorca-Barça, los dos primeros goles culés son, claramente en posición ilegal. En el lado opuesto, Deportivo- Real Madrid, Fernández Borbalán, obvió un claro penalti de Morel, despeje de zamorana dentro del área, en el minuto 93. El argumento es que tenía el brazo pegado al cuerpo, que es cierto, pero que abre el codo para despejar el balón, también.Resumiendo la labor del trió arbitral de Riazor, el formado por:

Árbitro : D. Fernández Borbalán, David (Comité Andaluz)

Árbitro Asistente : D. Cabañero Martinez, Raul (Comité Murciano)

Árbitro Asistente : D. Canelo Prieto, Jorge (Comité Andaluz)

4º Arbitro : D. Vicente Moral, Alfonso (Comité Castellano-Leonés)

Delegado de partido : D. González Vázquez, Bernardino (Comité Comité Territorial Gallego)

Lo del almeriense no nos coge por sorpresa, llueve sobre mojado (baste recordar que no quiso ver una clara agresión de De Guzmán a Gago, al que partió el labio, de un puñetazo cobarde, en la salida de un córner en el partido Real Madrid- Deportivo -casualidades de la vida- en la temporada 2006-2007, concretamente en mayo, el sábado víspera de las elecciones municipales últimas).

Llamativo es el Delegado del partido, González Vázquez, Bernardino, más conocido entre sus conocidos por: “Bernardino el culé”, ¿Por qué será? El zorro al cuidado del gallinero. Todavía estoy esperando escuchar al poeta del fútbol, Valdano, defender los intereses del club que le paga, y muy bien, y poner el grito en el cielo por esta tomadura de pelo -¿y van?- de la RFEF. Tampoco lo escuche quejarse del recibimiento del autobús del Real Madrid a la llegada al estadio, y esto ocurre temporada tras temporada sin que nadie lo denuncie y se cierre ese campo, en donde campan a sus anchas, un grupo, bien es cierto que son minoría pero que arrastran a la mayoría, de impresentables, incultos, faltos de neuronas en su corto cerebro y que expresan sus más primitivos instintos, de alimañas ebrias de saña, hacia su presa: el Real Madrid.



Otro que se buscó su minuto de gloria fue el 4º árbitro, de forma inculta, tanto hacia el entrenador visitante como a los jugadores blancos. Un pobre diablo suelto por los campos del fútbol español y que bien haría hacienda en decidirse a meterle mano a estos generadores de economía sumergida, ahora que tanto nos tenemos que apretar el cinturón los ciudadanos de a pie.


Centrándonos en el colegiado, decir que no nos extrañó ni lo más mínimo su labor. Fue, como esperábamos, mala y partidista, lo peor que puede tener un colegiado. Comenzó perdonándole la tarjeta amarilla, minuto 3, a Lopo. El deportivista cortó el avance de CR7, desentendiéndose del balón, ya lo había rebasado, y placando al luso cuando encaraba al guardameta local completamente libre. Reglamento en mano era, incluso, de roja directa. Señaló la falta pero se olvido de la amonestación, sabedor de que, siendo benévolo, el defensor quedaría condicionado todo el partido.

Un minuto después, tampoco amonesto a Guardado por la entrada sobre Özil. Era claramente, merecedor de la amonestación. Por mucho menos amonestó a Carvalho, incluso a Pepe, que si bien es justa la amonestación por el empujón a Juan Rodríguez, al que se la perdonó por desplazar el balón, lo fue conduciendo pausadamente hacia su campo, con el juego detenido evitando que sacara rápido el rival.

Donde más se vio la patente de corso que tienen los jugadores rivales del Madrid fue en la persona de Lauren. En el minuto 71 Lauren paró el avance de Di María con un codazo en el cuello. Fernández Borbalán señaló la falta, incluso le mostró la cartulina amarilla, que en realidad era roja, pero en el 74, que el deportivista calco la misma acción ante el mismo rival, Di María, pero sin balón en esta ocasión, ni amarilla le mostró. Veinte minutos por delante de partido, con un hombre menos los locales, que deberían afrontar y con el Madrid asediando la portería rival. En esa misma acción, Rubén Pérez paró a Marcelo con una patada alevosa a la rodilla y sin mediar balón por medio. Para el almeriense fue solamente merecedor de amarilla y Marcelo teniendo que ser sustituido.

Quisiera saber si el resultado final sería de cero a cero con el Deportivo con 9 jugadores durante más de 15 minutos. Seguro, pienso, que los tres puntos viajarían al Bernabéu y la liga continuaría viva pero al Villarato no le interesan los sobresaltos culés y le tienden una tupida alfombra para que pueda afrontar con tranquilidad el partido de vuelta ante el Arsenal.



Como, a pesar de la permisibilidad con los locales no era suficiente, en el tiempo de descuento les perdonó dos penaltis. El primero, no quiso ver como Morel despejo de Zamorana el balón chutado por Granero a gol. Estaba perfectamente situado de frente a la jugada y era penalti y expulsión. Tampoco quiso ver penalti en la patada a Benzema cuando el francés iba a golpear el balón en franca ocasión.

La prensa, mayoritariamente en este país, anti-madridista, ocultará la realidad de lo ocurrido en Riazor y se escudará en la falta de puntería visitante, en el acierto, y gran noche, de Aranzubía, y en mil excusas más, para justificar el empate a cero final. Nadie dirá que Fernández Borbalán puso su granito de arena, playa diría yo, para que el Madrid no se llevara los tres puntos, perdonándole la expulsión, a Lauren y a Rubén Pérez primero, y dos penaltis, uno muy claro, a continuación.

Nilo Campo
Socio nº 89.506, del Real Madrid

Deportivo de La Coruña 0 - Real Madrid 0


Para leer la crónica del partido, pinchad aquí

Poco o nada se puede comentar ante el bochornoso despropósito en que se ha convertido la liga de fútbol en España: el Barcelona ha sacado sus dos últimos partidos adelante gracias a goles en fuera de juego mientras que al Real Madrid le atracaron en Riazor.

Sí, he dicho bien: nos atracaron. Sólo así se explica que la primera tarjeta amarilla del partido la recibiera Carvalho en el 50, con todo lo que los locales habían repartido en la primera mitad. También podemos hablar de la roja perdonada por agresión de Lauren a Di María (por si acaso, le agredió dos veces) y los penaltis no pitados.

La liga en España es una vergüenza. El Real Madrid debería plantarse y no disputar ni un partido más.

miércoles, 23 de febrero de 2011

Olimpique de Lyon 1 - Real Madrid 1


Para leer la crónica del partido, pinchad aquí

Parece que el Real Madrid de Mourinho puede romper dos maleficios: el de seis años consecutivos sin pasar de octavos de final de la Champions y el de no ganar nunca al Olimpique. Hoy casi lo logramos, pero dos tiros al poste, un penalti no pitado y un montón de faltas sin recibir la amonestación correspondiente, han tenido la culpa.

La primera parte ha resultado complicada, pero en cuanto Di María y Cristiano han llegado a chutar a puerta, el Lyon ha retrasado líneas, el Real Madrid ha comenzado a jugar y lo justo habría sido que la eliminatoria ya estuviera resuelta.

Esperemos que en la vuelta nos toque un árbitro que, como mínimo, no nos regale ni nos quite nada.

domingo, 20 de febrero de 2011

¿Cambio en el tema arbitral?


Algunas veces, el desanimo y la frustración, nos llevan al retiro voluntario. Eso es lo que me pasó después de los encuentros contra el Almería y el Osasuna. Uno no tenía fuerzas para continuar con la cruzada arbitral viendo que nuestro equipo no ponía lo que yo creía que debería poner sobre el terreno de juego.

El tiempo, el análisis frio y reflexivo y, cómo no, el pertenecer a la generación del 53 –que a nadie se le olvide que fue el año de la llegada de D. Alfredo al Real.Madrid, haber nacido con los genes de los valores madridistas por excelencia: valor, lucha, deportividad, confianza en las propias fuerzas, y por, lo más importante: observo que los acontecimientos me reafirman en mi teoría y me obligan a volver a la vieja cruzada anti-Villarato.

Retomando los últimos partidos disputados por el Real Madrid, en los que no analicé la labor de los Iturralde (que placer sentí cuando se aproximó a la localidad donde presencié el Real Madrid-Mallorca y pude decirle: “Iturralde, que malo eres”. Se quedó mirándome, quizás esperando que lo insultara. Ni mi educación me lo permite ni le iba a conceder ese privilegio. En el minuto 1 se comió una falta sobre Di María que conllevaba amonestación, se tragó todo, no faltaría más), Matéu Lahoz, Fernández Borbalán, etc. y que tiene mucho que criticar su labor y que continúan por la misma senda marcada por el ínclito Sánchez Arminio, personaje maligno, donde los haya, siempre refiriéndonos al mundo del arbitraje.

Comencemos por la eliminatoria de la copa del Rey, concretamente la disputada contra el Sevilla. Dos partidos a cara de perro, especialmente el primero después de la maquiavélica orquestación promovida desde dentro del equipo nervionense, especialmente por su presidente y su entrenador. Sobre el terreno de juego solamente existió un equipo, el Real Madrid, y en las gradas, pues ya se vio la agresión a Casillas.

Ciñéndonos al tema arbitral decir, que sin ser bueno, fue neutral, que es lo mínimo que se le pide a un colegiado. Como polémica, altamente debatida en todas las esferas deportivas, y con conclusiones para todos los gustos, aunque al final la mayoría se decantó por el gran acierto del asistente, cuando lo más fácil era conceder el gol. Adjunto una foto en donde se aprecia que el balón no supera plenamente la línea por lo que el gol no es tal.

El de vuelta, volvió a ser superior el equipo local pero en los primeros instantes una jugada levantó en armas a los anti-madridistas: fuera de juego de Negredo señalado por el asistente. Bajo mi punto de vista, acierta el asistente. Negredo se desmarca por detrás de la defensa y se incrusta en medio de la misma. La posición es ilegal porque parte desde una posición de ventaja. Es la misma acción que la del gol de Villa en Gijón, que no debió de subir al marcador, y por consiguiente el resultado tendría que ser de 1-0 para los locales. Ya se sabe estando el Barça por medio.

Como conclusión, los dos arbitrajes, siendo malos los dos, se puede decir que repartieron errores y, como me comentaba un amigo, dio la impresión de que desde la RFEF interesaba que la final fuera entre los dos colosos del fútbol español por lo que fueron sus labores neutrales, la mayor calidad y potencial blanca, hicieron el resto.



En las últimas fechas saltó a la palestra la polémica Matéu Lahoz, colegiado malo donde los haya pero que, casualidades de la vida, con él al Madrid le va estupendamente a pesar de perjudicarlo a más no poder. Para muestra un botón, en el último partido que le dirigió expulsó en el primer minuto a Casillas muy rigurosamente, como que no era roja, y le esquilmó DOS penaltis claros: el primero, en el minuto 5, por el agarrón y desplazamiento de Baena sobre Khedira. El 2º, minuto 18, Javi López despejo con el brazo el balón evitando que Adebayor lo controlara. Pero claro, a Mourinho se le ocurrió decir, y en dos ocasiones, que era el que más le gustaba y zas…Polémica habemus.

Tal es el revuelo que se armó que el personaje mayor de los árbitros, Sánchez Arminio, ya llamó   a capitulo al colegiado valenciano no vaya a ser que cunda el ejemplo y que a los colegiados se les ocurra dejar jugar, interviniendo lo menos posible y facilitando el juego rápido y vistoso. Fútbol que mejor le va al Real Madrid, pero peor a los de ahí arriba y ya se sabe…Así lo tendrían más complicado.

Ayer, el Real Madrid – Levante, fue dirigido por el cántabro Teixeira Vitienes, José Antonio, colegiado ascendido esta temporada y hermano mayor de “nuestro amigo” Teixeira Vitienes, Fernando… sí, el que nos tangó una liga anulándonos un gol legal en Gijón la temporada anterior. El morbo está en que es la primera vez que le arbitra al Real Madrid y, visto que no señaló dos claros penaltis a favor del equipo local, el Real Madrid, seguro que a partir de ahora le concederán más.


Nilo Campo
Socio nº 89506, del Real Madrid

Real Madrid 2 - Levante 0


Para leer la crónica del partido, pinchad aquí

Partido de trámite y lluvia en el Santiago Bernabéu frente al débil Levante. Como era de esperar, se solventó sin problemas, a pesar de que casi todo el mundo parecía estar con la mente en Lyon. Y digo casi todo el mundo porque futbolistas como Cristiano Ronaldo y Benzema siempre están a tope, independientemente de la competición o el rival.

Pocas cosas pueden sacarse en claro, a causa de cómo fue el partido. La más importante es que dormimos a dos puntos del Barcelona, que tiene hoy un difícil rival en el Athletic de Bilbao. Parece que, aunque fuimos pesimistas hace bien poquito, la liga todavía sigue viva.

Otro asunto importante es la mejoría física de Di María. Vamos a necesitar al argentino en plenitud si queremos hacer grandes cosas, ya que como pudimos ver ayer, su capacidad de desborde es un arma importantísima para el equipo.

El último punto lo dedicaré a Benzema. ¿Cual es su problema? Le llega un balón dentro del área y decide no intentar el remate porque cree estar en fuera de juego... Adebayor hubiera destrozado el balón y de paso se hubiera llevado por delante a Munúa e incluso la red de gol. El instinto goleador no es algo que se aprenda, se nace con ello o no y me temo que el francés no lo tiene. Su técnica es buena y atesora mucha clase, pero tal cantidad de indolencia no se corresponde con lo que se espera de un delantero centro del Real Madrid.

Mourinho ha logrado un gran récord: 9 años imbatido en casa en las diferentes ligas que ha jugado entre Portugal, Inglaterra, Italia y España. A ver si continúa batiendo registros y consigue su tercera Copa de Europa, este años, con el Real Madrid.

lunes, 14 de febrero de 2011

Espanyol 0 - Real Madrid 1 - liga 2011


Para leer la crónica del partido, pinchad aquí

Si el último partido de liga frente a la Real Sociedad fue una gozada, por los goles y el buen juego, éste, a pesar de haber logrado un único tanto, también. El Real Madrid, con uno menos desde el segundo minuto de partido, ha arrollado al Espanyol, de tal manera que los locales todavía deben dar gracias por no haber recibido un marcador más abultado.

La desventaja durante todo el partido no sólo ha sido la inferioridad numérica, sino también el arbitraje. Sin entrar a valorar la acción de Casillas, excesiva a todas luces dada la categoría del árbitro (recordad que Mateu Lahoz no pita la mitad de las faltas que se producen), ha habido un mínimo de dos penaltis, uno sobre Khedira y otro por mano de Javi López, además de otros quizá no tan claros, pero igual de sancionables, casi siempre por agarrones dentro del área.

El Barcelona se deja dos puntos y, menos de veinticuatro horas después, nos expulsan a Casillas en el minuto dos. ¿Villarato? Ya lo creo.

lunes, 7 de febrero de 2011

Real Madrid 4 - Real Sociedad 1


Para leer la crónica del partido, pinchad aquí

Si alguien es fan del fútbol americano y la Super Bowl, que pinche aquí

Y por último, si alguien tiene curiosidad en conocer los detalles del Chelsea - Liverpool de ayer, que pinche aquí

Como veis, os mantengo informados sobre la rabiosa actualidad :0)

El Real Madrid necesitaba un partido así: más o menos tranquilo (porque a pesar de la superioridad, Casillas volvió a resultar fundamental), con muchos goles y diversión, alejado de toda la tensión sufrida en las semifinales de Copa o en el enfermizo y abominable Reyno de Navarra, donde se trata a los jugadores y a los aficionados del Real Madrid como si fuéramos gladiadores en la arena de Roma, pero no Espartaco ni Maximus, sino aquellos que el público quiere que mueran de una manera atroz. ¿Y antiviolencia qué? En fin.

Volviendo al fútbol, las mejores noticias son la buena puesta en escena de Kaká (si logramos recuperarle puede terminar siendo fundamental), la rapidísima acoplación al equipo de Adebayor (ya lleva dos goles seguidos en el Bernabéu), los dos goles de Cristiano (es increíble que todavía haya quien, dentro del madridismo, lo discuta) y ese extraordinario media punta alemán, Mesut Özil, que es una de las sensaciones de la temporada.

Por otra parte, hay que agradecer a la Real Sociedad que llegase al Bernabéu con la sana intención de jugar al fútbol, pues otros equipos contra los que se enfrenta el Real Madrir (Osasuna, Sevilla, Atlético...) tienen un interés muy diferente: intentar lesionar al mayor número de jugadores blancos.

El Barcelona sigue a siete (porque lo del Atlético rozó el patetismo) y algún que otro iluminado (Quique Sánchez Flores) para desviar la atención (concepto muy de moda) ha tenido la ocurrencia de comparar a Messi con Di Stéfano... Bueno, también se les ocurrió decir que Ronaldinho había superado a Zidane. Las tonterías en el fútbol, sobre todo si son antimadridistas, cada vez proliferan más.

Fueron con el cuento a Valdano, que respondió algo así como que si alguien tuviera que compararse a Di Stéfano, ese sería Cristiano y no Messi. La respuesta fue directa y el asunto se zanjó. Aunque, en mi humilde opinión, un futbolista como Di Stéfano, que atacaba, defendía, pasaba, marcaba, regateaba, en definitiva, que dominaba todas las suertes del fútbol, es incomparable.

Pero los complejos en can barça son de tal magnitud, que ni el mejor psiquiatra del mundo podría sanarlos.

jueves, 3 de febrero de 2011

¿Özil o Raúl?


Para leer la crónica del partido, pinchad aquí

¿Quién portaba anoche el 23 en el Bernabéu, Mesut Özil o don Raúl González Blanco? La ejecución del aguanís del alemán, en el primer gol madridista, recordó al gran Raúl: esa frialdad ante el portero, el descolocamiento mediante el aguanís y el tanto a placer. Una máquina.

Y luego llegó Adebayor, que en su primer chut a puerta, marcó, cosa que dejará feliz y contento a Mourinho, pues el togolés estaba entre sus preferidos.

El partido fue malo, sí, pero hay una serie de claves que no conviene perder de vista: el Sevilla renunció al ataque por parar a Xabi Alonso. El Real Madrid se sentía incómodo arriba, pero Casillas permaneció casi inédito, así que, con la eliminatoria a favor, la cosa no pintaba mal.

De hecho cuando Manzano quiso cambiar su disposición táctica inicial, porque necesitaba goles, Alonso quedó más libre, comenzó a dar muy buenos pases y el Real Madrid sentenció.

Se supone que estamos muy mal y bla, bla, bla, pero Manzano ayer nos tenía miedo. Y, sobre todo, el pase a la final está conseguido. El resumen a fondo del partido, con todos los detalles, en el enlace que he puesto al principio del post.

martes, 1 de febrero de 2011

Carta número 54

Escribí al As denunciando lo ocurrido en Pamplona este último domingo. Me han recortado la carta, suavizándola (qué manía tienen con eso) pero al menos queda claro que lo que sucede en ese campo de fútbol, cuando va el Real Madrid, no tiene nombre.

El enlace original, aquí

Edgar Ayala Ruiz (Pamplona (Navarra))

Hay que erradicar la violencia en el fútbol


Edgar Ayala Ruiz | 01/02/2011

Fui testigo de las atrocidades cometidas en el Reyno de Navarra. Sí, digo atrocidades, porque pedir con ansia la muerte de Cristiano y Mourinho, exigir a los futbolistas de Osasuna que agredieran a los del Madrid y emitir los tristemente famosos gritos racistas a Lass, es algo demencial. Sobre todo cuando todo esto lo lleva a cabo una gran mayoría del estadio y no sólo cuatro fanáticos. He visto muchos Osasuna-Madrid en Pamplona, no en vano vivo allí, pero lo sucedido el domingo supera todo lo conocido. Antiviolencia debería ponerse la pilas y actuar. Si no se corta inmediatamente puede derivar en actos cada vez más graves. Mejor evitarlos antes de que se produzcan que lamentar después.



El Real Madrid ve las orejas al lobo

El Real Madrid empata a 2 contra el Valencia,  en la segunda jornada de liga, en el primer partido  de esta temporada disputado e...